La Baja Seafood, el festival culinario que une origen y destino

La Baja Seafood, el festival culinario que une origen y destino

Conoce el festival que une a productores, cocineros y comensales en torno a lo mejor de Ensenada: su cocina, sus ingredientes del mar y su gente.

Que el comensal conozca de primera mano el origen de los alimentos que se lleva a la boca es el ideal. Sin embargo, que comprenda apenas el valor del platillo frente a él ya es, por menos, difícil.

En este contexto surge Cocina La BajaSeafood Festival, una muestra gastronómica cuyo principal objetivo es reunir a todos los personajes que intervienen en la cadena de valor de los productos del mar –desde el pescador hasta el cocinero, sin olvidar al distribuidor y las autoridades–. Esto, para que el consumidor final descubre que una cosa es el costo y otra, muy distinta, el valor de cada bocado.

Cocina La Baja Seafood Festival–realizado el 6 de octubre en el Estero Beach Resort de Ensenada, BajaCalifornia–, reunió a cocineros, productores y miles de comensales, de acuerdo con los organizadores, quienes de gustaron los platillos preparados productos del mar por más de 30 restaurantes locales.

Además de los platillos –preparados con ingredientes producidos en la región como atún, erizo, ostiones y sardinas–, los más de mil asistentes, de acuerdo con cifras de los organizadores, pudieron conocer los emblemáticos vinos del Valle de Guadalupe, así como una muestra de la oferta de cerveza artesanal que año con año crece en Baja California.

De forma paralela a la degustación, Cocina La Baja Seafood Festival incluyó un programa con actividades complementarias como las demostraciones de cocina, a cargo de reconocidos chefs, quienes compartieron su conocimiento –y platillos–, con los participantes.

El concurso culinario no faltó. Sin embargo, para su realización los organizadores diseñaron una mecánica especial: cada uno de los 30 participantes hicieron mancuerna con productores para crear platillos en los que la técnica y el ingrediente tuvieran el mismo protagonismo. De esta forma, tanto chefs como pescadores y empresarios intercambiaron puntos de vista y experiencias que permitieron a ambos enriquecer su conocimiento –y al mismo tiempo conocer el lugar del que provienen y el proceso que siguen hasta llegar a sus cocinas–.

Cocina la Baja Sea Food Festival

Posted by Cocina la Baja on Monday, September 3, 2018

Así, el jurado encabezado por el chef Alexis Bostelmann eligió –bajo criterios de técnica y originalidad de las creaciones–, a la dupla formada por la chef Ana Laura Carmona, de La Luna Tacos, y Ragnar Rodríguez por su platillo creado con sardina, el cual cambió la percepción de este ingrediente.

En segundo lugar lo obtuvo la pareja conformada por el chef Pedro Velarde, del restaurante Saketori, y Vicente Guerrero, productor de ostiones; en tanto, la tercera posición del concurso fue para el chef Arnulfo Sandoval –del hotel Riviera Pacífico en el Hotel Lucerna–, y Arturo Cevallos, por el plato creado con percebes, un ingrediente aún poco explorado pero abundante en la región.

Cocina La Baja Seafood Festival forma parte de una serie de iniciativas establecidas por la Secretaría de Pesca del estado, dirigida por Matías Arjona Rydalch, que busca impulsar la producción de pescados y mariscos en la región, así como el turismo a través de la gastronomía.

Otra iniciativa para fomentar y promover los productos marinos, destacó el titular de Sepesca, es el programa Sello de Garantía BC, una distinción que se otorga a cooperativas de pescadores y empresas dedicadas al cultivo de atún y otras especies. Para obtenerlo es necesario cumplir una serie de requisitos –de acuerdo a cada especie marina cultivada–, que permita garantizar el manejo adecuado de los productos para que sea saludable, que su producción sea sustentable, de origen local y de procedencia legal.

De esta forma, Cocina La Baja Seafood Festival se perfila como un nuevo punto de encuentro que además de ofrecer platillos creativos, ayuda a crear puentes entre pescadores, productores, cocineros y comensales para dejar en claro la relevancia de Ensenada no sólo como un polo gastronómico, sino como un centro de producción de ingredientes de calidad reconocida en todo el mundo. Algo que se sabe, pero pocas veces veces se tiene presente.