¡Pregúntale a Marco!

¿Cómo se clasifican los vinos espumosos?

iStock

Asociados a celebraciones y brindis, los vinos espumosos poseen un carácter y estilo peculiar definidos por diferentes factores, entre ellos, las variedades de uva, el porcentaje de azúcar y el método de producción.

A grandes rasgos, la definición de vino espumoso hace referencia a aquel que posee un alto porcentaje de dióxido de carbono como resultado de una segunda fermentación. Gracias a este proceso de gasificación se obtienen las distintivas burbujas de los también conocidos vinos espumantes o con aguja.

Cómo se produce

Para conseguirlo existen varios métodos y quizá el más conocido de todos es el méthode champenoise o tradicional. En términos generales, este consiste en añadir a un vino seco embotellado una cantidad determinada de levadura y azúcar para que la segunda fermentación se lleve a cabo dentro de la botella.

Lee también: Lo que debes saber de los vinos espumosos queretanos

Es el tipo de procedimiento que se utiliza para la elaboración del champagne o el cava. Sin embargo, el apelativo méthode champenoise solo puede aplicarse a los vinos espumosos producidos en la región francesa de Champagne.

A diferencia del anterior, en el método Charmat o Granvas (en Italia, Martinotti) la segunda fermentación del vino se efectúa en tanques de acero inoxidable y cuando está gasificado se embotella a presión. El prosecco o el lambrusco italianos, son algunos ejemplos de vinos fabricados siguiendo este proceso.

El método de transferencia es otra alternativa recurrente, pues permite obtener vinos más homogéneos. Básicamente es una variación del método tradicional, ya que la segunda fermentación se realiza en botella, pero el vino resultante es transferido a un tanque, filtrado y nuevamente embotellado. Este es el caso de los espumosos alemanes conocidos como sekt.

Por tipo de uva y dulzor

En cuanto a las variedades de uva, la mayoría de los vinos espumosos blancos se elabora a partir de Chardonnay, en tanto que los rosados pueden ser una mezcla de Chardonnay con Pinot Noir; desde luego, existen otras varietales utilizadas dependiendo de la zona de producción.

Dependiendo de su dulzor, los vinos espumosos suelen clasificarse en Brut Nature (hasta 3 gramos de azúcar por litro); Extra Brut (hasta 6 gramos de azúcar por litro); Brut (hasta 15 gramos de azúcar por litro); Extra Seco (de 12 a 20 gramos de azúcar por litro); Seco (de 17 a 35 gramos de azúcar por litro); Semi-Seco (de 33 a 50 gramos de azúcar por litro); Dulce (más de 50 gramos de azúcar por litro).

Tu opinión es
muy importante
Subrayado del títiulo

Se parte de la ComunidadMB.

Únete

Puede interesarte